Dalt Vila

Recinto amurallado que fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1999. Esta distinción internacional reconoce el valor histórico, cultural y arquitectónico de la forteleza costera mejor conservada del Mediterráneo.
Los resto fenicios de Sa Caleta (en Sant Josep) Y la Necrópolis fenicio-púnica del Puig del Molins (en Ibiza) también forman parte de los bienes declarados Patrimonio de la Humanidad.
El comité de la UNESCO definió Ibiza como un entorno privilegiado por su biodiversidad y su valores naturales teniendo en cuenta la riqueza de las praderas de posidonia oceànica (plantas de los fondos marinos). [editar]